Cerrar
Cochinillo-asado

Cochinillo al horno con pastel de patatas

Cochinillo-asado

Llegan las fiestas y traemos un plato tradicional donde los haya, el cochinillo asado. Un clásico sobre todo por la zonas de castilla, os sonará el cochinillo asado De Candido, toda una institución. Nosotros no lo vamos a trinchar con un plato como ellos pero seguro que nos sale igual de rico y nos chuparemos los dedos igualmente.

El buen cochinillo asado para que esté suave, con el punto justo de grasa no debe pasar de los 4,5 kg 5 como mucho. Lo ideal es que nos lo abran por la mitad de arriba abajo sin despegar las dos mitades si lo vais a hacer entero. Dejo a vuestra elección qué hacer con la cabeza..ay !!La cabeza!!

Lo reconozco, da cosilla ver un animalito entero ahí en la bandeja, en mi casa ya sé que es imposible hacerlo así, ni lo intento. Lo que debería ser una cena familiar pasa a ser un velatorio, si hay niños ya…ni te cuento. Así que lo que hago es pedir que me lo den ya sin cabeza y en dos o 4 trozos. Así ya a nadie le da pena, ha pasado de ser un animal indefenso que nos vamos a comer… a ser carne como cualquier otra.

Vamos a ir preparándolo. Necesitamos unos pocos ingredientes y un buen horno.

INGREDIENTES:

  • 1 cochinillo de unos 4kg
  • Manteca de cerdo
  • 2 dientes de ajo
  • Sal
  • Tomillo o romero (opcional)

ELABORACIÓN:

Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo. Si tenéis opción “Horno de leña” que tienen algunos hornos es el momento de usarla.

Como he puesto en los ingredientes, las hierbas son opcionales, yo solo las uso como decoración. lo que si hago es rallar uno o dos dientes de ajo en la manteca de cerdo fundida y añadir la sal, con esa pasta sazono todo el cochinillo por dentro y por fuera. Ya lo tenemos listo para ir al horno.

Ponemos un par de vasos de agua en una bandeja y encima una rejilla que puede ser la misma del horno. Es imprescindible que la carne no toque el agua o no hará esa costrita dorada tan rica.

Pinchamos la piel del cochinillo con un tenedor o un cuchillo con punta para que no haga demasiada burbuja y lo ponemos en la rejilla con la piel para abajo. Bajamos el horno a 160º e introducimos el cochinillo.

Lo dejamos asar unos 40 minutos.

Damos la vuelta a la carne y pincelamos con mas manteca si es necesario, volvemos al horno una hora mas aproximadamente.

Si el agua de la bandeja se consume añadimos la que sea necesaria, siempre sin mojar la carne.

Cuando esté doradito estará hecho. En ese momento subimos la temperatura del horno a 200º y lo dejamos 10 ó 15 minutos mas para que quede bien crujiente controlando que la piel no se queme.

Está listo para servir.

Yo acompañé mi cochinillo asado con un pastel de patatas muy fácil, y rápido de hacer:

INGREDIENTES:

  • Patatas cortadas muy finas
  • ½ Cebolla pequeña cortada finisima
  • 4 cucharadas de nata
  • 1 ó 2 huevos
  • Sal, pimienta, perejil una pizca de tomillo

Batimos los huevos, mezclamos el resto de ingredientes y añadimos las patatas. En unos moldes de flan o similares vamos poniendo cucharas de la mezcla hasta llenarlos bien.

Otra opción es hacer estas patatas en una bandeja grande e ir cortando porciones pero para un día de fiesta a mi me gusta mas así hechas, individuales. A vuestra elección.

Llevamos los moldes al horno a 170º unos 45 minutos, dejamos templar y desmoldamos.

Emplatamos cada ración de cochinillo con uno o dos pastelitos de patata, decoramos con algunas hierbas y a disfrutar en familia!

 

 

 

2 comentarios en “Cochinillo al horno con pastel de patatas

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: